Embarazada en las semanas 24

Crianza compartida

Ya ha pasado un tiempo considerable desde que el test dio positivo y te diste cuenta de que ibas a ser padre/madre: eso debería haberte dado tiempo para adaptarte a la nueva realidad.

El día previsto se acerca y seguro que tienes muchas cosas rondándote por la cabeza. Asegúrate de hablar y compartir muchas de esas cosas con tu pareja. Escucha también sus necesidades y, si tienes miembros de la familia o amigos en quienes confiar, ahora es el momento de aprovecharse de la red de apoyo que tengáis disponible.

Algo que puedes ir apuntando y planificando son las compras. ¿Habéis mirado ya carritos? ¿Un asiento de coche para bebé? ¿La cuna? ¿Ropita de bebé? Es fácil apabullarse pensando en todo lo que hace falta y en los gastos, pero si planificáis con esmero y os dais cuenta de que todavía tienes tiempo, todo debería salir bien al final.