Embarazada en las semanas 23

Crianza compartida

¿Te da la impresión de que has empezado a comer por dos? ¿Has ganado unos cuantos «quilos de embarazada» tú también?

Puede pasar, y es mucho más frecuente de lo que crees. Tu pareja embarazada picotea más de lo normal, se encuentra mal y necesita aliviar un poco esas sensaciones tan desagradables, ni más ni menos. Dado que tu compañera ahora se encuentra mejor y todavía no se siente demasiado pesada, aprovechad para salir juntos por ahí. Un truco que va muy bien es tener a mano alternativas saludables para picar que los dos podáis disfrutar con la conciencia tranquila.